15 Remedios caseros naturales para evitar las náuseas en el embarazo

15 Remedios caseros naturales para evitar las náuseas en el embarazo

Muchas mujeres se dan cuenta de que están embarazadas, entre otras cosas, por las náuseas que comienzan a sentir durante las primeras semanas de gestación. Estas náuseas suelen desaparecer durante los primeros meses de embarazo, sin embargo, no sucede a todas las mujeres por igual.

Por ello, a través de este post tratamos de mostrarte los consejos caseros más efectivos para disminuir el malestar y los vómitos cuando una mujer está encinta.

Tomar una infusión de manzanilla y canela antes del desayuno es uno de los más compartidos. De esta manera se regenera la flora intestinal y favorece la digestión, sobre todo porque es por la mañana cuando más suelen aparecer.

2. Se aconseja tomar la leche y resto de lácteos descremados e incluso alternarlos con productos de soja.
3. Establecer unas pautas alimentarias basadas en la dieta mediterránea. Aumentar la ingesta de frutas y verduras y eliminar alimentos fritos.
4. La bebida de arroz regenera la actividad del intestino. Asienta el estómago y tiene propiedades calmantes que favorecen la digestión.
5. Otro de los trucos indispensables para hacer frente a los vómitos es aprender a respirar con el diafragma. Facilita la digestión y distiende los músculos abdominales.
6. Si con las respiraciones diafragmáticas no disminuyen las náuseas, se recomienda recostarse sobre la cama, colocar las manos en la parte superior del vientre y repetir la operación con los ojos cerrados, los pies elevados y el resto del cuerpo extendido sobre la cama.
7. Evitar las especias y los alimentos que contengan un alto contenido en colorantes o un olor demasiado penetrante.
8. Establecer una rutina y horarios de comida para poder controlar los momentos más propensos a las náuseas. Si éstas, aparecen justo antes de los horarios de las comidas, puede tomarse una pieza de fruta.
9. Controlar la ingesta de azúcar. Debe consumirse de manera moderada y a través de alimentos como la pasta, que aseguran una liberación de hidratos y azúcar durante todo el día.
10. Otro consejo es acudir a medicina natural u homeopatía. Ese tipo de remedios no contiene fármacos nocivos para la salud de la embarazada ni del bebé.
11. Comer algún tentempié salado puede también calmar la sensación de acidez y náuseas.
12. Evitar comer con rapidez, masticar lentamente y reposar las comidas.
13. Beber mucha agua es una de las claves que ayuda a mantener al estómago «trabajando» mientras el cuerpo elimina líquidos y toxinas.
14. Abrir las ventanas de la casa, asomarse al balcón o dar un paseo. El aire fresco ayuda a relajar la ansiedad que crea el malestar de los vómitos.
15. Dormir 8 horas diarias y permitirse una siesta después de comer pueden cambiar radicalmente esas náuseas que se han convertido en un patrón diario.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here