5 claves para decorar la habitación de tu bebé

claves para decorar la habitación de tu bebé

Cuando esperamos la llegada de nuestro bebé, todo es alegría y emoción. Son muchas las cosas a las que debemos prestar atención durante esta etapa, pero entre las más importantes está la preparación del cuarto del bebé. Se trata de ese espacio especial que le será propio, y en el que queremos que se sienta seguro y feliz. Contar con la alternativa de la mejor tienda de decoración infantil online es un enorme aporte en este proyecto. Desde decoraciones temáticas, en colores pasteles, más neutrales o tonos más vivos… encontrarás mil opciones que se adapten a tus gustos y respondan a la ilusión de la llegada de tu bebé al mundo y a tu hogar.

Cuando hablamos de decoración, las tendencias, los estilos y la moda juegan un papel importante. Los gustos personales también son determinantes a la hora de decidirnos por una u otra opción. Por último, pero no menos importante, debe tenerse en cuenta la calidad de los muebles y materiales que empleas para decorar. En Minimoi encuentras las más lindas alternativas para que la habitación de tu bebé quede tal cual la soñaste. Y, si aún no tienes una idea definida al respecto y estás evaluando estilos, quédate y conoce estas claves para acertar en la decoración del más pequeño de la casa.

5 claves que debes conocer para decorar la habitación de tu bebé

1. La elección de la cuna

claves para decorar la habitación de tu bebé

Uno de los puntos más importantes a la hora de pensar en la decoración del cuarto del bebé, es la elección de la cuna. Sin duda que es el mueble que protagonizará en el espacio, y el que más usará tu pequeño durante sus primeros meses y años de vida.

En el mercado existen los modelos más variados, que combinan estilo, comodidad y funcionalidades. Evalúa la que más te guste, de acuerdo al espacio físico con el que cuentes y a la forma en la que lo quieras distribuir. Presta especial atención a los elementos que garanticen la seguridad del niño. También elige bien el colchón. Lo ideal, al menos durante esta primera etapa, son los de látex. Son los más cómodos, porque se adaptan fácil al cuerpo del bebé, y además son más higiénicos.

2. Los muebles

En el resto de los muebles tienes un enorme espacio para el desarrollo de tu creatividad. Puedes apostar a decoraciones temáticas, de un personaje en particular o un tema. Por ejemplo, puedes hacer que el cuarto de tu bebé parezca un bosque, un parque de diversiones, un avión… todo depende de tu ingenio y gustos. También puedes apartarte de los tradicionales rosa y azul, para apostar a colores más sobrios o simplemente diferentes.

Algo a considerar en este sentido, es que no exageres comprando decenas de estantes. Lo ideal es que en la habitación quede espacio libre para que el bebé, cuando crezca un poco, pueda moverse y jugar. Coloca los muebles justos, y también lograrás un mejor efecto estético. Ten en cuenta que para el descanso y la relajación, lo ideal son los tonos claros.

3. Las paredes con vinilos

Una de las mejores ideas para decorar la habitación del bebé, es aprovechar los recursos de fácil instalación, como los vinilos. Con ellos, puedes llevar la selva, el espacio, el palacio de la princesa… lo que se te ocurra a la habitación de tu bebé.

Y lo mejor es que a medida que crezca y vaya cambiando o definiendo sus gustos, será simple sustituir el vinilo por otra alternativa. Y si no quieres ocupar una pared entera, también encuentras vinilos con formas en particular, tan prácticos como simples calcomanías.

4. La iluminación y ventilación

Otro de los puntos más importantes para decorar el cuarto de tu bebé, es garantizar una correcta iluminación y ventilación. Es importante que el aire pueda circular libremente por el espacio, así garantizarás que no haya humedad.

También es vital que manejes una iluminación versátil. Que en la habitación pueda entrar la luz solar con toda su energía. Pero que también haya oscuridad para que el bebé pueda conciliar un sueño profundo. En este cometido te ayudarán los veladores, las pequeñas lámparas de mesa y las cortinas.

5. El cuidado de los detalles

habitación del bebé

Aplica en todos los aspectos de la vida, pero con mayor intensidad cuando hablamos de la decoración del cuarto del bebé: el secreto de la magia está en los detalles. Y son millones los que puedes incluir en el cuarto de tu niño o niña para darle calidez, sutileza y amor.

Entre los más importantes están los edredones y los cojines, que además de decorativos, son totalmente funcionales. Las alfombras también le aportan calor y personalidad a la habitación. Y si quieres personalizarla, el nombre de tu pequeño en madera e incluso con luz, es un agregado adorable. A fin de cuentas, ese espacio será una muestra más de tu amor por tu bebé.

Con esto concluimos el artículo. Recuerda confiar en verdaderos expertos como es el caso de Minimoi, para que la habitación de tu bebé no solo luzca espectacular, sino que tenga muebles y elementos de calidad. ¡Esperamos haberte inspirado! 

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here